Dr. Antonio Roberto Heredia Correa

Investigación en humanidades

Hasta antes de los años setenta, la comunidad académica literaria mexicana, sobre todo la que se especializaba en los textos latinos, se limitaba a estudiar y a leer a Cicerón, César, Tito Livio, Horacio, Virgilio o Terencio, grandes autores, sin duda, pero que no representaban en su totalidad a la literatura clásica.

Otros escritores habían sido dejados de lado. Ellos, con una producción literaria en la que reflejaban su rebeldía, su creatividad y su genio, que tuvieron una influencia notable en la cultura occidental; sin embargo, permanecían prácticamente ignorados en los cursos de literatura clásica.

Antonio Roberto Heredia Correa evidenció desde su tesis de licenciatura en letras clásicas –sobre Juvenal– su interés por rescatar a estos autores olvidados, como Séneca, Plinio el Joven, Apuleyo, Lucano, Marcial, Tácito y Petronio, entre otros. A él se debe que hoy en México puedan ser leídos estos escritores, ya que se ha encargado de traducirlos de su idioma original al castellano, en forma seria y moderna. Gracias a él también hoy esos escritores son comprendidos a plenitud, a partir de los estudios que sobre su obra ha hecho.

Las Sátiras de Juvenal, tan ilustrativas de la vida diaria de la Roma imperial; el Diálogo sobre los oradores, de Tácito, una aguda crítica a la oratoria romana en los dos primeros siglos del imperio; la Apocolocíntosis del divino Claudio, de Séneca, una burla al emperador que da título al libro; los Epigramas, del mismo autor; o el Discurso sobre la magia en defensa propia, de Apuleyo, el único discurso judicial latino que se conserva de la época imperial, son algunas de las obras que Heredia Correa ha traducido y estudiado. Las traducciones publicadas contienen además una introducción y notas que ayudan a su mejor comprensión, elaboradas por el Doctor en letras clásicas.

La tarea académica de Antonio Roberto Heredia ha tenido también otras aristas: la traducción y estudio de textos latino-mexicanos, entre los que destacan De dominio infidelium et iusto bello, de fray Alonso de la Vera Cruz; Dissertatio ludicro-seria, de Diego José Abad; De vita Josephi Julián Parrenni, de Andrés Cavo; Margarita Mexicana, un escrito guadalupano de Lorenzo Boturini; y De rebus gestis Ferdinandi Cortesii, un texto anónimo sobre Hernán Cortés, entre otros.

Su interés por esta línea de investigación surgió tras dos años de intenso trabajo en la Biblioteca Nacional y en el Archivo General de la Nación, cuando se percató de que la literatura y la historia mexicanas no sólo están escritas en castellano, sino en latín y lenguas indígenas.

Otra de sus rutas de investigación es el estudio de los clásicos en la educación mexicana, tema en el cual ha publicado trabajos sobre los jesuitas del siglo XVIII, como José Rafael Campoy, Francisco Xavier Clavijero, Diego José Abad y Agustín Pablo de Castro, entre otros, y sobre algunos educadores del siglo XIX, como José María Luis Mora. Antonio Roberto Heredia es actualmente investigador C titular de tiempo completo definitivo, del Instituto de Investigaciones Filológicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Estudió la licenciatura, la maestría y el doctorado en letras clásicas en la Facultad de Filosofía y Letras (FFyL) de la UNAM; en estos dos últimos grados obtuvo mención honorífica. En sus trabajos de tesis para obtener el título se manifiestan ya las rutas de investigación que tomaría posteriormente: Juvenal, Sátiras. Introducción, traducción y notas; Tácito, Diálogo sobre los oradores. Introducción, traducción y notas y Loa de la Universidad. El prólogo a las Selectae Dissertationes Mexicanae de Juan José de Eguiara y Eguren.

Posteriormente, toda su producción editorial –en la que se incluyen libros, artículos publicados en revistas especializadas, materiales didácticos y de apoyo a la docencia–, así como las conferencias que ha impartido en México y en otros países como España, Italia, Estados Unidos y Cuba, tienen como tema central las líneas de investigación mencionadas.

Como parte de su trabajo académico, el doctor Heredia ha organizado y encabezado grupos y proyectos de investigación en la FFyL y en instituciones educativas del extranjero, como las universidades de Boston y Tubinga, con “La tradición clásica en México”, parte del proyecto “Classical Tradition and the Americas”, de 1988 a 1991.

La docencia ha formado parte importante de su vida universitaria. Heredia comenzó impartiendo las materias de etimologías grecolatinas, así como griego y latín, en la Escuela Nacional Preparatoria, para después incorporarse a la FFyL como profesor de latín III y literatura III y IV. Ha dado, además, cursos en otros centros educativos como El Colegio de Michoacán, el Instituto de Investigaciones Dr. José María Luis Mora y las universidades de La Rioja, en España, de Guadalajara y Autónoma de Zacatecas.

Con una extensa y variada trayectoria, el doctor Antonio Roberto Heredia ha destacado también en otras tareas básicas para la UNAM. Participó en la formulación del primer plan de estudios del Colegio de Ciencias y Humanidades, particularmente en la asignatura lectura de clásicos, así como en la revisión de los de la licenciatura en letras clásicas y del posgrado de letras, ambos de la FFyL.

Las contribuciones de Heredia al estudio de los autores latinos de la Edad de Plata y de la Antigüedad Tardía, de los educadores de los siglos XVIII y XIX en México, así como de los textos latino-mexicanos, han sido fundamentales para enriquecer los cursos de literatura en castellano.