Dra. María del Carmen Clapp Jiménez L.

Investigación en ciencias naturales

María del Carmen Clapp Jiménez L. realizó sus estudios de licenciatura en Biología en la Universidad Autónoma Metropolitana y los de maestría y doctorado en Ciencias Fisiológicas en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Actualmente, es investigadora titular “C” de tiempo completo en el Instituto de Neurobiología (INb) de la UNAM, en Juriquilla, Querétaro, mantiene el máximo nivel de estímulos en el Programa de Primas al Desempeño del Personal Académico de Tiempo Completo y es miembro del Sistema Nacional de Investigadores con el nivel III.

Con su trabajo pionero sobre la regulación hormonal de la función vascular y la inflamación, ha formado una escuela de investigación dedicada al estudio de la participación de las hormonas en la fisiopatología de enfermedades dependientes de la angiogénesis. Caracterizó la acción específica de una nueva familia hormonal sintetizada por ella a partir de la prolactina, consistente en la inhibición de la formación de vasos sanguíneos (angiogénesis). Desde entonces, su trabajo se ha enfocado en el estudio de estas hormonas –a las que llamó vasoinhibinas–, en los contextos funcionales donde se expresan sus acciones biológicas y sus mecanismos de acción molecular, así como sus implicaciones en las esferas fisiológica y patológica en relación con padecimientos como la artritis reumatoide, las retinopatías vasoproliferativas, la ansiedad, la depresión y las lesiones hepáticas.

Ha desarrollado su carrera científica en la UNAM, inicialmente en el Instituto de Investigaciones Biomédicas –donde participó en trabajos sobre la regulación de la secreción de la hormona prolactina y desplegó una serie de estudios relativos al papel que juega el sistema nervioso autónomo en la regulación fisiológica de la lactancia– y, a partir de 1993, en el INb, del cual es fundadora. Ha sido también investigadora visitante en: la Universidad de California, San Francisco; la Universidad de Arizona, Estados Unidos; la Faculté de Médecine Necker-Enfants Malades, París, Francia, y la Universität Regensburg, Alemania.

Su producción científica está plasmada en 125 publicaciones, de las que más de 100 son artículos de investigación en revistas de alto impacto, las cuales han recibido más de 3,400 citas, incluyendo más de 100 en libros de texto y libros especializados. Paralelamente, ha desempeñado numerosos cargos en cuerpos colegiados de la UNAM, como el Consejo Universitario, el Consejo Técnico de la Investigación Científica y el Consejo Interno del INb. Ha participado en las Comisiones Dictaminadoras y la Comisión Evaluadora del Programa de Apoyo a Proyectos de Investigación e Innovación Tecnológica (PAPIIT), así como en comisiones evaluadoras del Consejo Nacional de Ciencias y Tecnología. Además, ha fungido como jefa del Departamento de Neurobiología Celular y Molecular del INb.

Ha recibido cerca de 70 invitaciones para presentar su trabajo en simposios y conferencias magistrales, incluyendo las Conferencias Gordon, a las que ha sido invitada en cuatro ocasiones. También ha sido convocada para impartir conferencias plenarias en la Society for Behavioral Neuroendocrinology, la North American Society for Comparative Endocrinology, la Sociedad Mexicana de Ciencias Fisiológicas, The Endocrine Society, The European Society of Endocrinology, The British Endocrine Society, la Asociación Latinoamericana de Ciencias Fisiológicas, la International Society for Heart Research y las FASEB Research Conferences, entre muchas otras. De igual manera, forma parte de los comités editoriales de las revistas American Journal of Physiology, European Journal of Cell Biology y Frontiers in Vascular Physiology.

Ha dirigido más de 30 proyectos de investigación financiados por instituciones nacionales e internacionales, entre las que destacan la Rockefeller Foundation y el Howard Hughes Medical Institute. Ha sido distinguida con el Premio El Mejor Estudiante de México, la Medalla Gabino Barreda, la Beca John Simon Guggenheim, el Premio de Investigación de la Academia Mexicana de Ciencias, el Reconocimiento Distinción Universidad Nacional para Jóvenes Académicos, el Premio Bienal José Santos en Oftalmología en dos ocasiones, el Premio de la Cámara Nacional de la Industria Farmacéutica en dos ocasiones, el Premio GEN de Investigación y el Premio de Investigación Médica Doctor Jorge Rosenkranz, entre otros.

Ha desempeñado su labor docente a través de numerosos cursos de posgrado y un intenso trabajo tutoral con más de 100 jóvenes procedentes de México, Colombia, Uruguay, Francia, España, Alemania y Estados Unidos, habiendo dirigido casi 60 tesis, de las cuales se han concluido ocho de licenciatura, 24 de maestría y 18 de doctorado. Cuatro de sus estudiantes recibieron la prestigiosa beca Pew Latin American Fellows Program in the Biomedical Sciences y 14 de sus excolaboradores encabezan ya sus propios grupos de investigación en universidades de distintas partes del mundo.

Una de sus principales aportaciones es la demostración de que las vasoinhibinas reducen la función vascular y los mecanismos de acción molecular a través de los cuales se produce el efecto angiogénico, así como la vasorrelajación y la vasopermeabilidad en cultivos primarios de endotelio vascular y que, por lo tanto, pueden tener una mayor repercusión sobre la fisiopatología del sistema cardiovascular. Junto con su grupo de trabajo, amplió el espectro de los efectos ejercidos por la prolactina hasta entonces conocidos y que parecen tener implicaciones clínicas no sólo en procesos inflamatorios y enfermedades angiogénico-dependientes, sino también en padecimientos cardiovasculares como la cardiomiopatía del posparto, la preeclampsia, la hipertensión y la aterosclerosis.

Ha impulsado la integración de una red de investigación traduccional básico-clínica para el estudio experimental de la angiogénesis y sus repercusiones patológicas, conformado por: investigadores y estudiantes de la UNAM; oftalmólogos de la Asociación para Evitar la Ceguera, del Hospital Luis Sánchez Bulnes y el Instituto Mexicano de Oftalmología; reumatólogos del Hospital General Xoco y el Centro Médico La Raza del IMSS; oncólogos del Hospital de Oncología, el Centro Médico Nacional Siglo XXI y el IMSS; perinatólogos del Instituto Nacional de Perinatología, e investigadores de la Universidad de Texas A&M y el National Eye Institute de Estados Unidos.

Recientemente, demostró que la prolactina ejerce efectos neuroprotectores y antioxidantes que promueven la supervivencia y la funcionalidad de la retina neural, alteradas en la retinopatía diabética y en la degeneración macular asociada a la edad, concluyendo que el sistema prolactina/vasoinhibinas posee gran potencialidad clínica para el pronóstico, la prevención y el tratamiento de la retinopatía del prematuro, la retinopatía diabética, el edema macular diabético y la degeneración macular asociada a la edad, que constituyen las principales causas de la ceguera.

En virtud de su sobresaliente trayectoria académica en el ámbito científico y de la trascendencia de sus aportaciones, la doctora María del Carmen Clapp Jiménez L. es digna merecedora del Premio Universidad Nacional 2016, en el área de Investigación en ciencias naturales.

Destacados