Dra. Monserrat Bizarro Sordo

Investigación en ciencias exactas

Monserrat Bizarro Sordo llevó a cabo sus estudios de licenciatura en Física en la Facultad de Ciencias (FC) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), donde también obtuvo el grado de doctora en Ciencia e Ingeniería de Materiales, con mención honorífica, en 2007. En ese mismo año, realizó una estancia posdoctoral en el entonces Centro de Ciencias Aplicadas y Desarrollo Tecnológico y se incorporó como investigadora asociada al Instituto de Investigaciones en Materiales (IIM), ambos de la UNAM.

Actualmente, se desempeña como investigadora titular B definitiva en el IIM; pertenece al Sistema Nacional de Investigadores, como investigadora nivel II; y cuenta con el nivel C dentro del Programa de Primas al Desempeño del Personal Académico de Tiempo Completo de la Dirección General de Asuntos del Personal Académico de esta Universidad.

En 2011, fue galardonada con la Beca para Mujeres en la Ciencia L’OrealUNESCO-AMC (otorgada por la Academia Mexicana de Ciencias, L´Oréal-México y la Comisión Mexicana de Cooperación con la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) por sus investigaciones sobre materiales fotocatalíticos con aplicaciones ambientales y, en 2018, recibió el Reconocimiento Sor Juana Inés de la Cruz que otorga la UNAM.

En el IIM, ha sido pionera de la línea de investigación sobre materiales fotocatalíticos en película delgada. Estableció el Laboratorio de Materiales Fotocatalíticos, con el cual ha consolidado su línea de investigación y su grupo de trabajo, en el que participan diversos investigadores y una decena de estudiantes de todos los niveles.

Su trabajo de investigación se centra en la obtención de materiales nanoestructurados en película delgada con propiedades fotocatalíticas para la degradación de contaminantes en el agua, con especial interés en mejorar su eficiencia a fin de aprovechar la luz solar. Se especializa en la obtención de películas delgadas de óxidos metálicos por la técnica de rocío pirolítico, con la que obtiene películas con diversas morfologías, como las nanobarras, las nanoplacas o las nanoflores. Con estos materiales, en colaboración con su grupo de trabajo, ha podido degradar compuestos tóxicos no biodegradables, como colorantes textiles, fenoles, fármacos y plaguicidas organofosforados, demostrando la efectividad de sus materiales.

Uno de sus mayores intereses, es el estudio de la influencia de la propiedades estructurales, morfológicas y ópticas de los semiconductores, la cual se produce en la actividad fotocatalítica. Para mejorarla, modifica los materiales mediante la introducción de impurezas o nanopartículas superficiales.

Por otra parte, está interesada en la formación de heterouniones de dos semiconductores con propiedades distintas para producir efectos sinérgicos que potencian las cualidades de los materiales individuales con los que se han alcanzado mejores resultados. La obtención de estas heteroestructuras la ha logrado conjuntando técnicas físicas y químicas de depósito.

Recientemente, inició también el estudio de la actividad bactericida de estos fotocatalizadores, tema de investigación doctoral de uno de sus alumnos. Su interés por aplicar estos materiales, la ha motivado a realizar pruebas con sustratos más versátiles que el vidrio con la finalidad de soportar los fotocatalizadores e incorporarlos en prototipos de reactores solares. A partir de estas ideas, orienta su trabajo hacia la obtención de sistemas domésticos de bajo costo que sean sustentables para la recuperación y purificación de agua, basados en la energía solar.

Su productividad científica, se ve reflejada en sus 46 artículos de investigación en revistas internacionales arbitradas, así como en un capítulo de libro y tres memorias de congreso. En cuanto a la divulgación y la difusión, cuenta con cuatro artículos y un libro electrónico, además de 15 conferencias como invitada y de su participación en congresos tanto nacionales como internacionales. Sus trabajos han recibido, hasta ahora, más de 600 citas, por lo que ha alcanzado un índice h = 15.

Ha contribuido de manera sobresaliente a la formación de estudiantes, a través de la dirección de 14 tesis de licenciatura, cuatro de maestría y dos de doctorado (una de ellas, en cotutoría); además, asesoró a un investigador posdoctoral y a una docena de estudiantes de servicio social. Actualmente, dirige tres tesis doctorales, una de maestría y dos de licenciatura. Asimismo, ha participado en más de 25 comités tutores de posgrado y ha fungido como sinodal en más de 65 exámenes de licenciatura y posgrado.

Como docente, cuenta con una trayectoria de 18 años. Cada semestre, imparte cursos en la FC o en el Posgrado en Ciencia e Ingeniería de Materiales; mantiene colaboraciones con investigadores de otras dependencias de la unam, así como de otras instituciones nacionales, como el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional y la Universidad Veracruzana. Aunado a ello, ha participado en proyectos internacionales que le han permitido establecer colaboraciones con investigadores en diferentes instituciones como la Universidad de California en EUA, el Politécnico de Turín en Italia, y la Universidad de la Serena en Chile.

Su compromiso institucional se ve reflejado en sus participaciones dentro de diversos cuerpos colegiados universitarios, como el comité de eventos del iim y el Consejo Universitario, máximo órgano de autoridad colegiada de la unam, durante el periodo 2014-2016, en el que participó dentro de la Comisión de Vigilancia Administrativa. Actualmente, se desempeña como jefa del Departamento de Materiales de Baja Dimensionalidad en el IIM.

Por su destacada labor como investigadora y la relevancia de sus aportaciones, la doctora Monserrat Bizarro Sordo es notable ganadora del Reconocimiento Distinción Universidad Nacional para Jóvenes Académicos 2020 en el área de Investigación en ciencias exactas.